Contacto parte superior

(506) 2269-3301

Normativa

Normas de la Comunidad Terapéutica

Para garantizar un ambiente libre de drogas y de convivencia pacífica existen cuatro reglas inquebrantables y que debes cumplir como todos los miembros de la comunidad terapéutica. Su violación ocasiona la expulsión del programa.

Está terminantemente prohibido en la Comunidad Terapéutica:

  • La agresión física o el intento de agresión física.
  • La posesión o el uso de drogas.
  • Las relaciones sexuales entre miembros de la comunidad.
  • La posesión de armas.

 

Derechos de los residentes

De acuerdo con los Estándares de la Federación Mundial de Comunidades Terapéuticas, todos los residentes de Fundación Camino de Esperanza; Comunidad Terapéutica gozarán de los siguientes derechos:

1. Un apoyo constante y un ambiente libre de drogas.

2. Recibirán trato sin importar su género, raza, origen nacional, creencias, afiliaciones políticas, preferencias sexuales, historial delictivo o asistencia pública.

3. Dignidad, respeto, salud y seguridad a toda hora.

4. Conocimiento de la filosofía y de los métodos del programa.

5. Confidencialidad de la información con respeto a la participación en el programa y de tu historial clínico.

6. Podrán retirase del programa en cualquier momento.

7. Comunicación personal con sus familiares acerca de su estadía al momento de ser admitidos, y posteriormente de acuerdo a su plan de tratamiento.

8. Protección contra castigos corporales, abuso físico, emocional o sexual reales o por amenaza.

9. Provisión de alimentos bien balanceados, alojamiento adecuado y seguro, ejercicio físico e higiene personal.

10. Acceso a consejeros o representantes legales, según sea el caso.

11. Contacto con sus familiares de acuerdo con su plan de tratamiento.

12. Definición clara de responsabilidades en el trabajo, con entrenamiento adecuado, apoyo y supervisión, sin explotación personal.

13. Asistencia al salir del programa sobre otras agencias, servicios de salud, fuentes de ayuda económica y localidades para residencia.

14. Podrán participar en la elaboración de sus planes de tratamiento.

15. Acceso a servicios profesionales de la salud según su preferencia y capacidad económica.

16. Todos los demás que la Constitución consagre.